245. Experiencias de un simple cajero 9


Amigos: hoy he vuelto con una nueva versión de Experiencias de un simple cajero, donde les contaré una situación que he vivido constantemente a lo largo de los años en mis diferentes trabajos. Lo más triste de todo, es que la gente cada día está peor. Díganmelo a mi, que trabajo atendiendo público.

La gente ni saluda al pagar

Yo entiendo que muchas veces las personas pueden ir apuradas, que estén atrasadas por muchos motivos, ya sea porque se pillan con un taco o porque se quedaron dormidos y despertaron tarde. También los entiendo si andan como la mona, mal genio, irritables por abc motivos. Pero en ningún caso se justifica que, cuando vayan a mi caja y los salude, simplemente se limiten a pedirme lo que quieren, como si fuera su criado o su esclavo.

Cada vez es mayor la cantidad de personas que ni siquiera tienen la decencia de saludar a otra persona al llegar, por ejemplo, a una caja. Hay otras que sí lo hacen, y en una sociedad cada vez más agresiva y menos amorosa con el prójimo, ver que saluden ya se convierte en un acto raro. Pero no es nada raro que alguien llegue a mi caja, yo lo salude y simplemente me dice: "Dame tal cosa". Ni siquiera lo piden por favor. Siento que simplemente soy una máquina que debo obedecer todos sus requerimientos...

Pero, ¡Sorpresa! Soy un ser humano: merezco respeto. No saludar cuando te saludan es, con todas sus letras, una rotería.

Muchas veces los saludo de nuevo, quizá pensando que no me escucharon. Algunos me piden disculpas por no corresponder el saludo al principio. Pero otros, simplemente repiten la orden: "Dame tal cosa", y más encima se molestan. Ahí me aburro y simplemente lo atiendo lo más rápido para que sigan su camino. Al fin y al cabo, ellos son quienes quedan mal por no tener respeto hacia su semejante.

Amigos: no hay que ser mal educados. Saluden. Den un buen día. Sonrían. Al llegar a una caja saluden amablemente. Y si el cajero te saluda, devuélvele el saludo. Y si no te saluda, no importa. Debes demostrar que tus padres te educaron bien, incluyendo el respeto por los demás. No seamos rotos, y lo digo en buena. :D

________________________
La foto fue tomada del sitio de internet Grandes Pymes de Argentina.

Publicar un comentario

2 Comentarios