321. La ley del redondeo | T13/A53


Hace un poco más de un año comenzó la "Ley del Redondeo". Esta nueva ley implica, básicamente, dos grandes cambios:

1. Desaparecen las monedas de $1 y de $5, puesto que fabricarlas cuesta más que su valor nominal. Sin embargo, éstas siguen teniendo su valor y pueden usarse para pagar.
2. Al desaparecer estas monedas, los montos para pagar por productos en efectivo están sujetos a redondeo. Las monedas de $1 y de $5 pueden usarse DESPUÉS de efectuado el redondeo. (Más info por acá)

Si compro varias cosas en un supermercado y el valor a pagar es de $5.893, la ley indica que se debe redondear hacia abajo, quedando en $5.890. Si el valor a pagar es de $5.897, la ley indica que se debe redondear hacia arriba, quedando en $5.900. En caso de que el valor termine en 5 ($5.895 por ejemplo), el valor SIEMPRE se redondeará hacia abajo, quedando en $5.890. Esto no puede ser tomado como un chiste, porque el no cumplimiento acarrea una multa de hasta dos millones de pesos (véase nota aquí).

Explicación de la "Ley del redondeo"

En la práctica resuelve una gran problemática en lo que refiere a los vueltos, ya que los montos a dar de vuelto siempre terminarán en 0, por lo que expresiones como "Ustedes son unos ladrones porque se quedaron con mis 3 pesos del vuelto" nunca más serán oídas por los cajeros, y que de hecho hace algunos años les comenté ese problema.

Sin embargo, pareciera ser que las empresas no comprenden bien la ley, y si lo comprenden, sencillamente no quieren hacer caso e intentan continuar con sus hurtos a escondidas. Esta es la sensación que me quedó luego de ir a pagar una cuota de mi tarjeta de crédito en la tienda Paris del Mall Plaza Trébol de Talcahuano. Déjenme contarles.

Foto 1: monto a cancelar
Hace unos días atrás fui al mencionado local para pagar una cuota de aquella tarjeta, tarjeta que, dicho sea de paso, no la uso desde hace unos buenos meses. Solo estoy pagando el celular que me compré a principios de año. El asunto es que, llegando a la tienda, saco mi cupón de pago, que se las muestro en la imagen adjunta (foto 1). El monto a cancelar es de $26.205.

Paso a la caja a pagar. Cancelo con un billete de $20.000, uno de $5.000 y uno de $2.000. Total: $27.000. Pero mi sorpresa es mayúscula cuando, al darme el vuelto, me entrega $790. "Disculpe, pero me dio mal el vuelto", le indiqué a la cajera. Ella me respondió: "No caballero. El vuelto es correcto. El valor a cancelar es de $26.210 y su vuelto es de $790". Miré el comprobante de pago (foto 2) y, efectivamente, usando la ley de redondeo, tomaron el valor de $26.205 y lo redondearon HACIA ARRIBA, siendo que la ley indica que es HACIA ABAJO.

"Disculpa que insista, pero me están robando 10 pesos. La ley de redondeo indica que, en caso que el valor termine en 5, deben redondear hacia abajo, por lo que debo cancelar $26.200, y mi vuelto es de $800", le dije. La cajera me mira y me responde: "El sistema me arroja eso. Eso debe pagar y ese es su vuelto". "Perfecto - le dije -. Como todos los meses la cuota es la misma, entonces el mes siguiente cancelaré justo los $26.200. Que tenga un buen día". Dicho eso, me fui.
Foto 2: Monto cancelado

Lo sé. Más de alguno debe haber pensado que soy un amarrete, un coñete, un "mano de guagua" por alegar por miserables 10 pesos. Pero para comprender mejor este asunto, quiero mencionarte algunas cosas importantes:
  1. Es una ley: DEBEN OBEDECER LA LEY DEL REDONDEO. 
  2. Son mis 10 pesos. No tienen derecho a quedarse con ellos.
  3. Como dije un poco más arriba, las cuotas son iguales todos los meses. Como mi celular lo saqué en 10 meses, al haber cancelado todas mis cuotas, Paris me habrá robado $100.
  4. Como yo, deben haber muchos clientes a quienes Paris le hace lo mismo, y quizás no se dan cuenta.
Hagamos unos sencillos cálculos. Supongamos que, al día, en la tienda Paris del Mall pasan unos 100 clientes a quienes le redondean sus compras y pagos terminados en 5, hacia arriba. Según el sitio web de Paris, hay 42 sucursales. Veamos cuánto reciben en sus arcas solo por robar:

100 clientes x $10* = $1000 x 42 sucursales = $42.000 diarios
$42.000 x 30 días = $1.260.000 al mes
$1.260.000 x 12 meses = $15.120.000 al año

*Nota: Los $10 se dividen en $5 que NO redondean hacia abajo, y los $5 que SI redondean hacia arriba.

Es obvio que $15.120.000 al año no es absolutamente NADA comparado con las tremendas utilidades de Paris (tienda que pertenece a Cencosud, una tremenda empresa dueña de Santa Isabel, Paris, Johnson, Easy y Jumbo). Pero ese dinero es obtenido por medio de un robo. Solo quiero pensar que mi caso es un hecho aislado y que no se quieren aprovechar de sus clientes.

Chiquillos: tengan cuidado con eso. Fíjense bien y exijan sus derechos. Este mundo está creado para engañarnos. No caigamos en eso. ¡Saludos!

PS: Si multiplicamos el valor por la cantidad de tiendas que controla Cencosud, el valor asciende a $75.600.000. Podría ser más, puesto que Santa Isabel y Jumbo son supermercados, con un mayor volumen de clientes que pueden estafar sin que se den cuenta.

_____________________________________________

Estoy en las redes sociales
Estamos en Google+

Puedes mantenerte al día si me sigues tanto en el Fanpage de Donde Panchito en Facebook, como en mi página en Google+, en Twitter y en Instagram. ¡Sígueme y podrás estar conectado con Donde Panchito!

Publicar un comentario

0 Comentarios